Mi hámster sufre estrés | ¿Que lo causa y como puedo evitarlo?

Estos animales son fáciles de cuidar, pero también debemos tener en cuenta que también, nuestro hámster sufre estrés. Hay que estar atentos y ver qué es lo que causa el estrés. Además de ser más fáciles de cuidar, resultan ser misteriosos y adorables. Muchas personas prefieren tener un hámster como mascota, que un perro o gato, pues son menos complicados y no requieren mucho espacio para tenerlos.

mi hámster sufre estrés

Cosas que provocan el estrés en mi hámster

Sensibilidad:

Los hámsters por naturaleza son animales muy sensibles, por lo que es posible que puedan asustarse y ponerse nerviosos con mucha facilidad.

Cambias la jaula de un lugar a otro:

Durante los primeros días quizás esté más nervioso, porque deberá acostumbrase al nuevo sitio y, además no son mascotas a las que suelan gustarles mucho los cambios.

La falta de actividad física:

También puede ser un factor para que tu hámster esté estresado, por lo que deberás siempre decorar su hogar con una rueda y con demás juguetes para que pueda entretenerse, gastar energía y evitar el estrés.

Tener más de un hámster como mascota:

Puede que no se lleve bien con su compañero o compañera, lo que puede generar estrés en uno de ellos. Por eso, es importante dedicar un tiempo a ver cómo se llevan los hámsters y si es correcto que vivan en pareja o con otros mismos animales.

Mi hámster sufre estrés, síntomas

Si notas que tu hámster tiene uno de estos síntomas es necesario que trates de buscar la forma de ayudarlo, porque puede afectar su salud, estos síntomas indican que mi hámster sufre estrés.

 

Hiperactividad:

Los hámsters estresados suelen mostrarse constantemente hiperactivos y difícilmente estarán tranquilos y serenos en su jaula. Pueden moverse constantemente, correr en su rueda muy rápidamente, mostrarse más nervioso.

Hábitos inusuales:

Si el roedor es sometido a una rutina sedentaria en un entorno poco estimulante, intentará gastar energía y aliviar el estrés de otras maneras, pudiendo adoptar ciertos hábitos inusuales y hasta peligrosos. Uno de los hábitos inusuales asociados al estrés en el hámster es morder los barrotes de su jaula, una conducta que puede llegar a afectar gravemente su salud.

Conductas estereotipadas:

En un intento por liberar la tensión acumulada en su cuerpo, el hámster puede ejecutar ciertos movimientos y acciones de forma compulsiva y repetitiva.

Agresividad:

El estrés es una de las principales causas de la agresividad en los hámsters. Además, podemos observar que un hámster estresado suele mostrarse más reactivo que lo habitual, respondiendo casi siempre de forma exagerada a los estímulos de su entorno. Si tu roedor pone las orejas hacia atrás, enseña los dientes y emite gruñidos. Un hámster agresivo, con un cúmulo de tensión en su organismo

Pérdida de pelo:

Cuando un hámster vive permanentemente en un entorno negativo y empobrecido o padece una rutina sedentaria, puede llegar a padecer estrés crónico. En esta etapa, el estrés ya se ha generalizado y uno de los signos físicos más habituales del estrés crónico en los hámsters son las alteraciones en su pelaje. Un hámster estresado puede empezar a perder pelo o tener el pelaje notablemente más grasoso.

¿Cómo evitar el estrés?

  • Todos los accesorios de la mascota deben estar ubicados donde estarán para siempre, para que el hámster sólo tenga que ser colocado dentro de la jaula.
  • Lo mejor será colocar la jaula en una habitación tranquila y no sobrecargar al hámster durante su estancia en la casa, para que se acostumbre a su nueva vida.
  • Al limpiar la cama y toda la jaula, es importante que no se muevan los accesorios de la jaula del hámster, dejando todo como el hámster lo ha colocado.
  • El hámster debe seguir una dieta e higiene apropiada.
  • El agua debe estar nutrida y fresca en todo momento, y en ella se colocará la cantidad adecuada de comida.
  • Los hámsters son muy dinámicos, necesitan tener sus rutinas, estrictas de ejercicio y una buena variedad de objetos con los que interactuar. La rueda clásica es la mejor opción.
  • Los hámsters son muy territoriales, por lo que no puede haber dos machos en la misma jaula por ningún motivo.

También te puede interesar:

La reproducción en hámsters

Alimentación de un hámster

Como saber si mi hámster es feliz

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *